¿Cómo se superaron las pandemias? (II)

VIH: la epidemia que se mantiene después de 37 años

Si dos meses y contando de medidas de aislamiento en México por la pandemia de Covid-19 parecen eternos, la epidemia del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida) provocada por el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) tiene casi 40 años. En ese periodo se ha reducido el ritmo de contagio y la cantidad de fallecimientos y se encontró un tratamiento exitoso, sin embargo, la erradicación total es aún lejana.

La evolución del contagio provocó que se convirtiera en la principal causa infecciosa de muerte en adultos en el mundo, ya que si no se trata a tiempo llega a tener una tasa de letalidad cercana al 100%. Desde la peste bubónica del siglo XIV, ningún infección había causado tales estragos, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Desde el inicio de la epidemia, 75 millones de personas en todo el mundo han contraído la infección y han muerto 32 millones. Entre 2000 y 2018, las nuevas infecciones por el VIH disminuyeron en un 37% y las muertes relacionadas con el VIH en un 45%. Solo 5.8 personas de cada 10, tienen acceso al tratamiento para sobrellevar el padecimiento. 

La detección del padecimiento se remonta a junio de 1981, cuando científicos en los Estados Unidos informaron de las primeras evidencias del síndrome. Adultos que vivían en zonas urbanas empezaron a ser víctimas de infecciones que en ese momento se evaluaron como neumonías fatales; no tardaron en notificarse infecciones similares en África, el Caribe y Europa. Su causa, el VIH, se identificó hasta el año 1983, y se le nombró así hasta 1986

En México, el primer caso de este virus se diagnosticó en el Instituto Nacional de la Nutrición Salvador Zubirán en 1983. Desde esa fecha hasta ahora han fallecido 102 mil 671 personas en México. A pesar del paso de los años, la frecuencia de casos se mantiene con cifras masivas.  

Solo en el año 2019, la Secretaría de Salud Federal, aplicó 2.7 millones de pruebas para detectarlo, y el acumulado preliminar de pruebas desde 2010 asciende a 20.8 millones. Además, hubo 12 mil 64 nuevos casos positivos y en tratamiento. Actualmente, 100 mil 409 personas viven con VIH, de estas,  6 mil 479 casos, están en Jalisco.

Aunque no existe cura para la infección por el VIH, el tratamiento con antirretrovíricos o antirretrovirales permite mantener controlado el virus y prevenir la transmisión a otras personas.

 

Síntomas

El VIH ataca el sistema inmunológico y debilita los sistemas de defensa contra las infecciones y algunos tipos de cáncer. 

Los síntomas son distintos según la etapa de evolución. Durante las primeras semanas la persona no manifiesta ningún síntoma, mientras que en otras ocasiones presenta fiebre, dolor de cabeza, erupciones en la piel o dolor de garganta.

A medida que la infección va debilitando el sistema de defensas, se pueden presentar otros signos como inflamación de los ganglios, pérdida de peso, fiebre, diarrea y tos. En ausencia de tratamiento pueden aparecer enfermedades graves como tuberculosis.

 

Transmisión

La OMS considera “grupos de población clave”-por la frecuencia de casos detectados- a hombres que tienen relaciones sexuales con hombres; personas que se inyectan drogas; personas recluidas en cárceles y otros entornos cerrados; trabajadores sexuales y sus clientes, y personas transgénero.

El VIH se transmite a través del intercambio de determinados líquidos corporales de la persona infectada, como la sangre, la leche materna, el semen o las secreciones vaginales. También se puede transmitir de la madre al hijo durante el embarazo y el parto.

La detección es importante ya que datos de la Organización de las Naciones Unidas indican que hay alrededor de 8.1 millones de personas que no saben que están contagiadas. 

Los grupos de población clave y sus parejas sexuales representan el 54% de las nuevas infecciones a nivel mundial. Y el riesgo de contraerlo es:

  • 22 veces mayor entre los hombres que tienen relaciones sexuales con hombres.
  • 22 veces mayor entre las personas que se inyectan drogas.
  • 21 veces mayor para trabajadores/as sexuales.
  • 12 veces mayor para las personas transgénero.

 

Tratamiento

Es posible suprimir el VIH mediante tratamientos en los que se combinan tres o más fármacos antirretrovíricos o antirretrovirales. Aunque no curan la infección totalmente, inhiben la replicación del virus en el organismo y permiten que el sistema inmunitario recobre fortaleza y capacidad para combatir las infecciones. El desarrollo de una terapia antirretroviral se creó de manera eficaz en 1995, 12 años después que se detectaron los primeros casos.

Según el corte de datos de la ONU del año 2018, 23.3 millones de personas que vivían con el VIH tenían acceso a la terapia antirretrovírica, en comparación con los 7,7 millones que se registraron en 2010.

 

Desabasto de medicamentos

Desde el año 2019, y gracias a las manifestaciones de personas que padecen sida, se manifestó públicamente el desabasto de antirretrovirales.

En Jalisco, el secretario técnico del Consejo Estatal para la Prevención del SIDA (COESIDA), Luis Alberto Ruiz Mora, aseguró que el desabasto no se presentó debido a que se enviaba personal para traerlo de la Ciudad de México.

Sin embargo, para febrero de 2020 organizaciones como el Consejo Ciudadano para VIH e ITS, Inspira Cambio y México VIHe Libre y Ofender la Sociedad, recibieron 229 denuncias de 26 entidades del país por el desabasto en las farmacias del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS); de ellas 45 procedentes de Jalisco.

En contraste, el IMSS asegura que el 95.4% de las personas con el padecimiento sí reciben tratamiento de antirretrovirales. También informó sobre la integración de un nuevo medicamento llamado Bictegravir para atender el desabasto del principal antirretroviral llamado Truvada.

Datos del propio IMSS indican que desde el 16 de noviembre 2019 al 15 de Febrero de 2020, se recibieron un total de 631 quejas por el surtimiento no oportuno de recetas de medicamentos. El 12.7% de ellas procedentes de Jalisco que, actualmente, tiene un porcentaje de recetas surtidas de 96.9%.

El problema escaló hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación atrajo los casos de cuatro casos de pacientes con VIH a quienes les negaron el tratamiento en hospitales del IMSS.

 


En Territorio buscamos involucrar a nuestros lectores en el fortalecimiento del trabajo periodístico que realizamos. Por eso necesitamos de su apoyo para producir más información con utilidad, permanencia, calidad y rentabilidad. Esta nota es posible gracias a tu contribución. Si quieres seguir apoyando a Territorio, lo puedes hacer desde acá.

#TerritorioBienPúblico

Saúl Justino Prieto Mendoza

Saúl Justino Prieto Mendoza

Es periodista de formación. Ha participado y colaborado en Radio Universidad de Guadalajara, proyectos web informativos como Tiempos de Enfoque, Vario Bros y Artículo Siete.
Durante su estancia en el periódico El Informador participó en coberturas para redes sociales, web y el diario impreso; posteriormente ingresó al área de periodismo de investigación donde desarrolló trabajos de profundidad sobre temas políticos, sociales y culturales.
Recientemente ha trabajado en áreas de divulgación de las Ciencias Sociales mediante la creación de contenidos multimedia para web y redes sociales.
Tiene casi 10 años de carrera donde ha indagado distintos aspectos de la divulgación e investigación periodística.