¿Y después de los cortos, qué sigue?

Desde la redacción

Desde la redacción de Territorio

Hacer periodismo es diferente para cada medio de comunicación, para cada reportero y para cada situación que se vive. No es lo mismo reportar la pandemia desde Italia que desde México, o reportar una crisis económica desde la versión oficial o la versión de quienes lo viven. 

Por ello, en Territorio hemos decidido compartir un poco de las experiencias que vivimos, los dilemas, las decisiones que se toman en la redacción todos los días y los retos a los que nos enfrentamos. Esto, con la intención de transparentar nuestro trabajo y mostrar cómo es hacer periodismo desde un medio como el nuestro; colaborar con nuestra experiencia y abrir el debate hacia las diferentes formas de informar e interactuar con la información y la realidad. 

 

¿Y después de los cortos, qué sigue?

La semana pasada la cerramos con la presentación de nuestro segundo cortometraje, un esfuerzo de nuestro nuevo proyecto Territorio Documental con el que pudimos ofrecer dos cortos a manera de explorar otros formatos de periodismo de investigación. 

El viernes 5 de marzo, a través de un video en vivo, presentamos por primera vez “Marchar, matar y desaparecer: una postal de Guadalajara”, en el que recuperamos las voces y los testimonios de quienes vivieron las marchas del 4, 5 y 6 de junio en Guadalajara y las desapariciones forzadas cometidas por personal de la Fiscalía del estado. 

Desde el inicio, junto con las codirectoras Maritza Lavín y Mariana Mora, propusimos temas que fueran relevantes para nuestros lectores y que reafirmaran nuestra postura periodística que busca siempre darle voz a las personas y cuestionar con una mirada profunda lo que sucede en nuestro estado y nuestro país. 

Fue así que junto con el gran trabajo de Mitzi Pineda y Gustavo Salazar logramos una pieza que se une a la petición ciudadana de no olvido. No olvidamos que ese fin de semana, el gobierno estatal mostró la indolencia y la capacidad de contención violenta que tiene hacia sus ciudadanos. No olvidamos el miedo y la incertidumbre que vivieron los jóvenes que fueron violentados, detenidos y desaparecidos durante algunas horas por parte de la Fiscalía. No olvidamos la movilización y organización comunitaria que se gestó en redes para nombrar y denunciar la desaparición de los jóvenes. No olvidamos la preocupación de los familiares y amigos que de pronto dejaron de tener contacto con sus seres queridos. No olvidamos la lucha de los familiares y activistas afuera de la Fiscalía y el penal exigiendo la liberación de algunos manifestantes. Y sobre todo, no olvidamos los nombres de los miles de desaparecidos en Jalisco y de sus familiares que exigen su regreso con vida y la respuesta de las autoridades. 

Por eso, porque hay muchas más cosas que contar y que cuestionar, sabemos que Territorio Documental seguirá produciendo, o al menos esa es nuestra intención. Por lo pronto, no tenemos algún proyecto planeado próximamente que podamos costear y producir, pero si tenemos la voluntad y la independencia para continuar. 

Y aquí entra nuestra petición a los lectores y fieles creyentes de nuestro proyecto a apoyarnos, donar, hacerse miembros de Territorio y compartir nuestro trabajo. Sin ustedes, nuestra red de apoyo, este proyecto no existiría. 

¡Únete!

Redacción

Redacción

Periodismo para pensar, entender y explicar.